No madres, no padres… y el mundo se hunde sin niños.

Siempre hacemos polémicas, es verdad. Cuando no es la guerra de la teta y el biberón, es la guerra del parto natural o la cesárea programada.

Después vinieron las guerras entre las malas madres y las buenas madres, las guerras entre las familias que tienen un hijo y las familias numerosas.

Y pedimos respeto. Siempre pedimos respeto.

También hemos tenido guerras entre los defensores de incluir a los niños en las actividades y los que los rechazan en restaurantes, aviones y hoteles.

Y volvemos a pedir respeto.

Ahora se nos plantea otra situación: las no madres. El derecho de las mujeres que deciden no ser madres. Y, por supuesto, los hombres que deciden no ser padres. Incluyámoslos en este punto, que también son parte de la pareja, de la sociedad y del problema.

Porque hay un problema, ¿o no lo veis?

No sé cómo se gestionarán las pensiones en otros países, eso es cierto, pero sé cómo se gestionan aquí.

Estamos en un país solidario en el que, con las cotizaciones de hoy se están pagando, entre otras cosas, las pensiones de hoy. Es decir, no estamos haciendo una bolsa para nuestra jubilación.

Por lo tanto, nuestros hijos serán lo que paguen con sus impuestos, entre otras cosas, nuestras pensiones.

DSC_0609

Y si no tenemos niños, ¿qué hacemos?

Pues tendremos que ver cómo se gestiona eso porque, a día de hoy, tenemos un problema económico y eso que, en general, trabajamos la pareja y, también en general, las pensiones suelen ser para la pareja en conjunto. Ya veremos qué se hace cuando haya que pagar dos pensiones al no haber adultos -por no haber tenido niños-.

Esto no significa que la gente obligatoriamente tenga que tener niños, está claro. Pero vamos, que debemos de ser la única especie en el mundo que se pasa una de las etapas básicas que estudiamos en primaria: nacer, crecer, reproducirse y morir.

Y que me digan que Maribel Verdú -que me parece simpática y agradable- no ha querido tener hijos, genial. Espero que tenga un buen plan de pensiones, evidentemente.

Porque los que sí tenemos hijos debemos afrontar gastos de su nacimiento, crecimiento, ropa, alimentación, estudios… Para que luego, cuando trabajen, aporten para carreteras, hospitales, pensiones…

Sí, las familias aportamos a la sociedad. Aportamos mucho. No siempre somos valoradas. De hecho, en ocasiones, se nos aparta de eventos como las tan de moda “bodas sin niños”, “hoteles sin niños”, “restaurantes sin niños” … Que, sinceramente, no sé hasta qué punto no se está discriminando a los niños (luego hablamos de racismo, homofobias y demás).

Por supuesto, seguimos pidiendo respeto (aunque para los niños no siempre los adultos lo hacen)

DSC_0589

Conste que, por mi parte, el que quiera no tener descendencia, tiene todos mis respetos. No lo comparto, pero lo respeto.

A fin de cuentas, yo he elegido mi vida con niños, con risas, con momentos de intensidad, de incertidumbre, de dormir poco y vivir mucho, de preocuparme por otros y anteponerlos… Pero es mi elección.

Y no lo hago para que no me metan en una residencia cuando sea mayor. Lo hago porque me gusta ser madre, porque me apetece pasar una etapa de maternaje, porque me lo pide el cuerpo y soy una afortunada que puede “permitirse” este lujo sin estar pensando cómo llegaremos a final de mes.

Bueno, familia, que cada persona hace lo que cree que es mejor para ella y para su núcleo. Pero creo que no estaría de más pensar en el futuro, en nuestra sociedad, nuestro país… niños en el mundo hay muchos, desde luego. Pero dudo que ellos vayan a levantar el país… o sí, nunca se sabe.

Estoy abierta a comentarios, siempre que sean respetuosos, eso sí. Censuro el insulto y las malas formas, sí. Esta es mi casa y no permito que se degrade a otras personas. Aviso antes de nada porque ya me ha pasado esto de tener que borrar comentarios. Todos podemos opinar y discernir, pero desde el respeto, que es lo que siempre pedimos 😉

¡Feliz día!

Ely

Ely

El post de hoy ha llegado hasta aquí, pero puedes dejar tu comentario para ayudarme a crecer y a aprender contigo. Recuerda que un blog se nutre de ellos :) Espero volver a verte por aquí y ¡feliz día! Nos vemos en las Redes Sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Close