Hoy reflexionamos

Los niños no están de moda

wedding-322034_1920

Restaurantes sin niños, vacaciones sin niños, bodas sin niños… ¿Queremos un mundo sin niños? La polémica está servida y yo, que me he hecho eco de la noticia, tengo mi opinión personal. ¡Allá voy! -Aunque me costará perder seguidores :( -.

Hace unos meses escribí un post sobre una sociedad sin niños tras leer varias noticias en las que se excluía a los niños de nuestra sociedad.

Hoy vuelvo a la carga para exponer mi opinión personal sobre un problema en el que los niños no pueden defenderse.

Resulta que ahora está de moda hacer bodas libros de niños. Es decir, que los niños no están invitados. Por lo tanto, si tienes hijos, tendrás que dejarlos al cuidado de los abuelos, tíos, primos, buscar una niñera… porque tu hijo no tiene sitio en una boda.

Y como en todo la vida, habrá gente que estará feliz por tener excusa para no llevar a sus hijos y poder disfrutar libremente tanto de la velada como de la fiesta y de los gin tonics.

Sin embargo, eso ya lo podían hacer cuando los niños eran bien recibidos. ¿Por qué? Porque podían dejarlos con los abuelos, con los tíos, con los primos, buscar una niñera… para disfrutar de las fiestas.

El problema es que estamos creando una tendencia en la que los niños estorban. Estorban mucho y, ¿sabéis lo que ocurre cuando algo estorba? Que se aparta.  Se inutiliza. Se menosprecia.

Y no, no me parece bien. Los niños forman parte de nuestra sociedad. No son los adultos del mañana, son los niños del presente. Los niños a los que debemos cuidar. Los niños a los que debemos proteger. Los niños a los que debemos enseñar a vivir y convivir en sociedad.

¿Cómo van a integrarse en una sociedad que los desprecia? ¿Cómo van a querer participar en una sociedad que los aparta?

¿Cómo van a pagar las pensiones de aquellas personas que lo rechazaron cuando eran niños?

Pensar lo que queráis pero cada vez somos más egocéntricos y solamente miramos por nuestro interés. Así que no os extrañéis cuando ellos nos desprecien y nos aparten y seamos para ellos miembros inútiles de la sociedad. Porque antes o después, lo seremos.

Posdata: Si vas a casarte y me vas a explicar que mis hijos no son bien recibidos, ahórrate la invitación. Ellos nunca te despreciarían de esta forma.

¡Feliz día, familia!
Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Previous Story
Next Story

You Might Also Like

1 Comentario

  • Reply
    Vestidos para bautizos
    17/10/2016 at 09:02

    Me casé hace 3 años y en 4 meses nace mi tercer hijo. No puedo estar más deacuerdo con tu artículo. Aunque en mi opinión no es es que exista animadversión hacia los niños, sino que existe cierto amor hacia uno mismo. El egoísmo no permite a la sociedad actual disfrutar y pasarlo bien cuidando lo de otros.
    Por principios no iría a una boda sin niños.

  • Deja una respuesta

    Close