Alimentación

Fideuá de verduras

IMG_5431

A menudo me encuentro con padres que me dicen que sus hijos no comen verdura más allá de los purés de cuando son bebés y es algo a lo que le suelo dar vueltas con frecuencia. Yo nunca he obligado a los niños a comer verduras.

Se las he ofrecido, eso sí, creo que todos los días que hemos comido en casa. Siempre hay algo de verdura: ensalada de lechuga, canónigo, rúcula, espinacas, calabacín, puerro, berenjena, etc.

Y siempre me han visto comerla, eso sí. Nunca les he puesto un plato de comida que yo no me comiera, a excepción de los días en los que ellos eligen comer carne o pescado como papá y yo adapto la comida para que sea vegetariana. ¿Eso qué significa? Pues que si ellos comen macarrones con chorizo y tomate, por ejemplo, yo me los como con queso y tomate o verduras y tomate.

Total, que pensando en estas cosas estaba cocinando una fideuá con verduras y he pensado que quizá podría compartir algunas recetas de cocina vegetarianas con el fin de que vuestros niños –y vosotros, por supuesto- comáis más verduras y disfrutéis de su sabor. ¿Os apetece?

Ingredientes (para 4 personas)

  • 1 Tomate
  • ½ Cebolla
  • 1 pimiento verde
  • 1 calabacín
  • 1 zanahoria
  • -podéis ponerle más verdura, no hay problema-
  • Fideuá
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Colorante alimenticio
  • Sal
  • Agua

Preparación

  1. Lavar las verduras a conciencia y cortarlas en cuadraditos. Reservar
  2. Echar aceite en la sartén (mejor si es profunda y de las que no se pega nada) para hacer el sofrito con las verduras. Empezar por la cebolla, el pimiento, la zanahoria, el calabacín y dejar para el final el tomate por la cantidad de agua que tiene. Añadir sal al gusto (aunque mejor si nos acostumbramos a comer con menos sal, cuidaremos de nuestro corazón y de nuestra salud)
  3. Cuando veamos que se está pochando la verdurita, añadimos agua (tapando bien la verdura), ponemos un poco de colorante alimenticio para dar color (si os gusta, es opcional) y llevamos a ebullición.
  4. Cuando comience a cocer, añadimos la pasta de fideuá y dejamos el tiempo que nos indique el envase que se cocine.
  5. Dejar que se consuma gran parte del agua (en casa nos gusta con un poquito de caldo, aunque se puede dejar que se consuma el agua entera) y preparamos la mesa porque en 5 minutos que repose podremos disfrutar de este sencillo plato

¿Fácil, verdad? Pues ya sabéis, todos a probar esta deliciosa fideuá de verduras sencilla, sana y que en casa nos encanta. ¡¡Y la podemos hacer con los niños, que es muy fácil!!

¡Feliz día!

Previous Story
Next Story

You Might Also Like

No hay comentarios

Deja una respuesta

Close