Falafel con espinacas

¡Buenos días! Hoy vuelvo con una recetita rica. Como ya sabéis, desde que di el paso de ser vegetariana estoy descubriendo nuevos platos que antes ni se me hubiera pasado por la cabeza probar… Seguro que si lo hubiera hecho, hubiera sido vegetariana desde antes =D porque están muy buenos.
Quizá la parte más compleja de cocinar en casa o para la familia es que yo soy la única vegetariana y el resto, aunque comen de todo, no se atreven a probar mis platos (imagino que por miedo a que les gusten más 😀 ). Así que, van probando pero siendo muy prudentes. El menos reacio a esta comida, como podéis imaginar, es Diego, que con un año está deseoso de probar cualquier cosa que caiga en sus manos. Álvaro prueba pero sigue enganchado al jamón serrano… Y mi marido, bueno, se anima pero no con todo. Claro que el otro día probó un perrito vegano y le gustó mucho…

La cosa es que yo nunca había comido falafel. Encontré la receta en Velocidad Cuchara, me pareció sencilla y decidí hacerla. Me gustó y he repetido en varias ocasiones. Sin embargo, el otro día decidí incorporarle espinacas en la preparación y su sabor me fascinó. Por eso hoy os traigo esta receta. Os animo a probarla, de verdad, y espero que os guste y me dejéis comentarios para saber si os gustó o cómo podemos mejorarla. ¡Aquí va!
Ingredientes:
Falafel
            100 g de garbanzos secos
            300 g de garbanzos hidratados (metidos en agua durante 24 horas)
            1 cebolla pequeña o ½ grande
            1 diente de ajo
            1 puñado de espinacas frescas
            1 puñado de perejil fresco
            1 pizca de pimienta negra
            Sal al gusto
            1 cucharadita de levadura química tipo Royal
            Salsa de yogur
            1 yogur natural
            1 chorro de zumo de limón
            Sal al gusto
            Fritura
            Sartén con aceite de oliva
Preparación:
  1. Poner los 300 gramos de garbanzos en agua durante 24 horas para hidratarlos. No nos sirven los garbanzos cocidos de bote (lo siento, chic@s).
  2. Con la Thermomix muy seca y limpia, hacemos harina de garbanzos metiendo los 100 gramos de garbanzos secos en el vaso. Trituramos durante unos 30 segundos comenzando con la velocidad 5 hasta subir al 10 de forma continua. Hace mucho ruido, no os asustéis. Reservamos para usarla después.
  3. Una vez que tenemos los garbanzos hidratados, los introducimos en el vaso junto con la cebolla, el ajo, la pimienta, la sal, el perejil, las espinacas y la levadura. Trituramos unos 15 segundos a velocidad 5. Luego, bajamos los ingredientes con ayuda de una espátula hacia las cuchillas y programamos otros 5 segundos a velocidad 6. Dejamos reposar esta masa unos 30-60 minutos en la nevera.
  4. Pasado ese tiempo, hacemos bolitas con la masa y las pasamos por la harina de garbanzos que conseguimos en el paso 1.
  5. Ponemos el aceite en la sartén y esperamos a que esté caliente para pasar las bolitas de falafel y freírlas hasta que estén doradas. Cuando las saques de la sartén, déjalas en un plato con papel absorbente de cocina para que el exceso de aceite quede ahí.
  6. Para hacer la salsa de yogur mezcla los ingredientes en un cuenco (o en la Thermomix) y mézclalos (vel 4 – 15 segundos).
¿Qué os ha parecido? ¿Fácil, verdad? Pues probadla y me contáis. Mientras, en casa, seguiremos probando recetas y las que más nos gusten, las iremos publicando. Si quieres ver todas las recetas que tenemos de alimentación vegetariana y saludable, pincha aquí
Un abrazo y ¡feliz miércoles!
Ely

Ely

El post de hoy ha llegado hasta aquí, pero puedes dejar tu comentario para ayudarme a crecer y a aprender contigo. Recuerda que un blog se nutre de ellos :) Espero volver a verte por aquí y ¡feliz día! Nos vemos en las Redes Sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Close